Inspiración y Copia
Publicidad en Joyería

Inspiración y Copia en marcas de joyería

Hace un tiempo quería escribir sobre esto y explicar lo que se considera una inspiración y copia de una pieza en marcas de joyería.

En mi post sobre los errores que te comprometen como marca, en el error 5 escribí textualmente:

“Una marca que copia a otra no es una marca, es una copia y por tanto quienes la siguen lo perciben y buscan tener un producto de menos calidad y a menor precio, y ese es el mensaje que dan a su audiencia, que carecen de valores y que copian descaradamente diseños de colecciones que han llevado meses de estudios, diseños y prototipos para llegar a los consumidores”.

Y hoy he querido explicar hasta qué punto un diseño es considerado inspiración, y hasta qué punto es considerado copia.

¿Qué es inspiración?.

Según el diccionario es “Estímulo o lucidez repentina que siente una persona y que favorece la creatividad, la búsqueda de soluciones a un problema, la concepción de ideas que permiten emprender un proyecto, etc., especialmente la que siente el artista y que impulsa la creación de obras de arte”.

Como inspiración artística se define “La inspiración en la composición artística se asocia a un brote de creatividad. Literalmente, la palabra significa recibir el aliento, y tiene sus orígenes en el helenismo y la cultura hebrea”.

¿Qué es copia?.

Según el diccionario “Es la reproducción exacta de una obra”, es reproducir, imitar o hacer una réplica exacta de un diseño.

Inspiración y Copia en marcas de joyería.

Es muy común ver en marcas de joyerías piezas que se repiten, si bien es cierto que las leyes de diseño están establecidas, en términos de joyería aún queda mucho por hacer.

Las piezas de joyería pueden registrarse y tener propiedad intelectual siempre y cuando la pieza no tenga antecedentes y muestre un diseño con alguna técnica muy innovadora, en cambio cuando se trata de joyería artesanal, podría ser más difícil registrar un diseño.

Hay muchísimo desconocimiento en el sector, es por ello que muchas marcas de joyería con la exposición en las redes sociales se sienten desprotegidas.

Inspiración en una marca de joyería.

La Inspiración tiene que ver con la impresión personal que creamos al ver otras piezas de joyería, lugares, objetos, personas, que nos inducen a crear algo a partir de sus formas, sus movimientos, sus colores, a partir de nuestra visión.

El punto de partida de una inspiración puede ser otras piezas de joyería o inclusive las tendencias, pero necesariamente el artista tiene la necesidad de expresarse mediante la pieza.

Cuando una pieza es el resultado de una inspiración, el artista no solo sigue sus instintos sino que adopta el ADN de la marca al diseño, las líneas entre una colección y otra parecen tener un hilo rojo del destino.

Copia en marcas de joyería.

La copia es exacta, no se necesita ser creativo, ni buscar ideas, no tiene un ADN de marca, es una imitación de mala o buena calidad.

Hay marcas que copian todos los éxitos de otras marcas sin importar si hoy venden una pieza minimalista y mañana un zarcillo XL, hoy venden perlas y al otro día miyuki, no hay relación entre sus piezas, no hay ADN definido y en conclusión no hay marca.

Hay otras marcas que plagian, son aquellas que venden productos copiados y los firman como suyos o supuestamente firmados por sus creadores, usurpando las piezas de otros autores, como pasa con el maquillaje de marca o las carteras. Hay que destacar que el plagio es fraude y es ilegal, constituye un delito.

El problema de la copia radica no solo en robar ideas a marcas exitosas, sino en creer que tendrán el mismo éxito imitando cuanta fórmula se consiguen en las redes.

Copia Inconsciente en marcas de joyería.

Este tipo de copia llamada inconsciente es aquella donde el autor realiza un diseño que para él es único, pero puede que en otra parte del mundo alguien lo ha realizado, aunque él no lo sabe y cree que lo concibió.

Opinión sobre el tema Inspiración y copia.

Definitivamente es un problema ético y moral de las marcas y de las personas que manejan la creación de piezas, que afecta los valores de tu emprendimiento, recuerda que una marca es lo que los clientes hablan de ella, preocúpate porque hablen bien y podrás concretar muchas ventas.

Puede que una copia parezca parte del proceso creativo, en especial cuando se está comenzando, pero siempre debes agregarle a tus piezas elementos propios que te identifiquen.

En mis inicios cuando tenía cero conocimientos en marcas, cuando no apreciaba el trabajo que había detrás de estas marcas, podía copiar cualquier pieza y no me sentía culpable.

Como lo explique en otro post, me gustaba vender por cantidad, y vendía lo que estaba de moda, porque cual es el destino de una marca que no vende y que no es autorentable, si no la ruina y el fracaso.

No me preocupaba por ser original, he pasado mucho tiempo estudiando marcas y en este punto además de querer ser diferente, no copiaría los diseños de otra marca, empezaría por saber con qué materiales y líneas quiero trabajar para crear mi propio ADN que me identifique.

Buscar una referencia o una inspiración en otras marcas es totalmente viable y saludable para la empresa, no te puedes sentir mal por mirar lo que hacen otras personas, como van las tendencia o que hacen otras marcas para ser exitosas.

Lo que está mal es hacer una copia exacta de cada diseño que ves que se vuelve exitoso en tu entorno, porque te etiquetarás como la copia, perderás la oportunidad de tener un estilo, y ese no es el camino para ser una marca de joyas exitosa.

Ser original, diferente, una vaca púrpura entre tanta mercancía, es un arduo trabajo, pero al final valdrá la pena cada esfuerzo que has puesto.

Gracias por leerme…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.